Crítica de “Looper: Asesinos del futuro” (Looper)

 

 

 

 

Todo ser humano tiene un instinto de autopreservación, un mecanismo biológico para proteger su propia vida. El deseo de sobrevivir a toda costa y de la manera que sea posible. Sin embargo, Rian Johnson retuerce ese principio básico de nuestro instinto con su nuevo film, Looper: Asesinos del futuro, ambientado en un mundo donde algunos matarían a su propia versión del futuro para poder vivir. Por paradójico que suene, este gran film de ciencia ficción mezcla grandes escenas de acción con viajes en el tiempo y realidades alternativas pero, por sobre todo, brinda una historia inteligente sin ser innecesariamente compleja para el espectador. De esta manera, la película entretiene y al mismo tiempo exige toda la atención (y el razonamiento) del público.

Desde la primera escena, el director Rian Johnson nos explica las reglas de este mundo futurista: Joe (Joseph Gordon-Levitt) es un “Looper” en el año 2044, un asesino a sueldo que se dedica a matar personas enviadas desde el futuro. El viaje en el tiempo recién se logró realizar treinta años después del tiempo presente en la historia y es la manera más limpia de eliminar gente para el crimen organizado: envían a la persona al pasado, donde la asesinan, y no hay prueba de que esta haya existido. Pero el sistema no es perfecto, ya que los Loopers saben de su existencia y por lo tanto son un cabo suelto para la operación. Joe y sus compañeros están al tanto de esto y saben que algún día deberán “cerrar el círculo” y matar a su yo del futuro, por supuesto, a cambio de una suma muy importante de dinero (en este caso lingotes de plata), que le aseguran un buen pasar por los próximos 30 años.

Joe se encuentra muy cómodo con su rutina de asesinar, recibir su pago, ir de fiesta y consumir drogas. Sin embargo, un día rompe la regla fundamental de todo Looper: nunca dejar escapar a su objetivo. Si ya de por sí es malo dejar suelto a un hombre del futuro, imagínense si ese hombre es uno mismo. A partir de allí comenzará una lucha entre ambos Joe, donde uno buscará resolver el conflicto de tener dos versiones de sí mismo en la misma línea de tiempo, mientras que otro tratará de enmendar cuestiones de su pasado para evitar un futuro desolador. Pero todo esto se torna aún más interesante ya que ambos son la misma persona y saben exactamente la manera de pensar del otro.

Si vamos al punto más fuerte de Looper (actuaciones aparte) no hay dudas que el guión es uno de ellos. Johnson, quien también escribió la historia, pinta un mundo futurista que no llega a ser diatópico pero se le acerca bastante y también se toma su tiempo para establecer tanto los personajes como el contexto y lo hace de una manera muy interesante. Johnson toma todo lo que ya conocemos de lo viajes en el tiempo y le da una atractiva vuelta de rosca mediante un guión muy rico e inteligente al que no le faltan grandes secuencias de acción. Todo esto hace que la película esté muy por encima del promedio de cualquiera del género y sería injusto clasificarla como un film de ciencia ficción o acción, ya que no encaja en los cánones a los que nos tiene acostumbrados el cine hollywoodense.

Otro gran acierto está en las grandes interpretaciones de la dupla protagónica: Joseph Gordon-Levitt está increíble como siempre y acaso es quien más debe esforzarse, ya que la composición de su personaje (el joven Joe) está basada en el viejo Joe (Willis) y, con ayuda de una pequeña prótesis nos hace creer que de hecho es una versión joven del actor. Por otro lado, el querido Bruce Willis ofrece una interpretación más sobria de lo habitual aunque despliega su habitual energía cuando la acción así lo requiere y brinda una de sus mejores actuaciones. En cuanto a los actores de reparto también se lucen Emily Blunt, una madre que demuestra una gran fortaleza, y el joven Pierce Gagnon, un pequeño y talentoso actor cuyo papel es crucial para la trama.

Looper: Asesinos del futuro cuenta con un guión muy bien realizado y unos intérpretes que lo llevan a cabo de la mejor forma. Aquellos que vayan buscando acción sin sentido se sentirán decepcionados, pero los que busquen una historia interesante sin dudas se irán de la sala más que satisfechos. El film nos desafía todo el tiempo a que pongamos la mayor atención posible al detalle y nos recompensa con un final tan inesperado como impresionante. Looper es una de esas historias que, por la temática del viaje en el tiempo y la riqueza de su trama, da para una larga discusión post-película y creo que ese es el mejor halago que se le puede hacer a cualquier film. Una película que nos entretiene y además nos hace pensar. ¿Qué más se puede pedir?

 

Titulo original: Looper.

Género: Acción, Ciencia ficción.

Dirección: Rian Johnson.

Intérpretes: Bruce Willis, Joseph Gordon-Levitt, Emily Blunt, Piper Perabo, Paul Dano, Jeff Daniels, Garret Dillahunt, Tracie Thoms, Noah Segan, David Jensen.

Origen: Estados Unidos – China (2012).

Duración: 118 minutos.

Formato: 35 mm.

Calificación: Solo apta para mayores de 16 años.

Estreno: 11 de octubre de 2012.

Calificación: Muy buena.

Acerca de blogsoypochoclero

Noticias y todo lo referido al mundo del cine. Bien al estilo pochoclero.
Esta entrada fue publicada en Críticas y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Crítica de “Looper: Asesinos del futuro” (Looper)

  1. Pingback: Top 10 pochoclero: Los mejores films de 2012 | Soy pochoclero – El blog

  2. Pingback: Latino » Blog Archive » Top 10 pochoclero: Los mejores films de 2012

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s