Crítica de “Invasión a la privacidad” (The Resident)

El hogar es nuestro último refugio, la última línea de defensa ante un mundo cada vez más convulsionado, pero sobre todo es el lugar que todos asociamos con la comodidad y, por sobre todas las cosas, donde nos sentimos más seguros. Invasión a la privacidad, el debut del finlandés Antti Jokinen, parte desde ese concepto y agrega un tema más que recurrente en la historia de cine: la obsesión. De hecho, el comportamiento obsesivo de uno de los protagonistas será lo único que sostenga la trama del film, lo que terminará por debilitar la historia además de convertir en ordinaria y previsible una premisa que podría haberse explotado de una mejor manera.

Luego de separarse de su novio tras descubrir que le era infiel, la doctora Juliet Devereau (Hilary Swank) decide buscar un nuevo hogar y encuentra departamento en Brooklyn a un precio llamativamente accesible. Allí conocerá a Max (Jeffrey Dean Morgan), el propietario y su abuelo (el genial y siempre inquietante Christopher Lee), un hombre misterioso que parece ocultar un secreto. Juliet regresa a la noche cansada luego de las largas jornadas en el hospital y busca relajarse, sin embargo, no podrá hacerlo porque hay alguien que espía todos sus movimientos y perturba la tranquilidad del lugar. Hay varios sospechosos que parecen encajar: un ex novio que pretende recuperarla, un misterioso hombre mayor que “no tiene mucha compañía” y hasta el amigable propietario con quien lentamente entabla una relación. Hasta aquí todo parece ir bien pero luego de pocos minutos la trama revela quién es el acosador y, a partir de ahí, la historia comienza a decaer hasta convertirse en algo poco interesante.

De estos y otros recursos se vale Jokinen para mantener interesado al espectador con el mínimo suspenso e intriga necesarios. Sin embargo, cuando la historia entra en una especie de rebobinado y vemos los mismos hechos pero desde el punto de vista del acosador y, sobre todo cuando eso ocurre en el primer tercio de película, es inevitable ir perdiendo interés porque se disipa todo misterio y de ahí en más el final es bastante previsible. En cuanto a las actuaciones, tanto Hilary Swank como Jeffrey Dean Morgan (y ni hablar de Christopher Lee) son todos buenos actores con experiencia que aquí se ven bastantes desaprovechados por un guión que no les permite desenvolverse de la mejor manera y que por momentos pretende lograr algo diferente pero falla en el intento.

En pocas palabras, Invasión a la privacidad intenta ser diferente pero la falla está en la ejecución de la historia y al mismo tiempo desaprovecha un buen elenco que ni siquiera con sus esfuerzos logran salvar al film del bostezo. La película tampoco aporta nada nuevo en un género que necesita mucha inventiva para sorprender al público de hoy en día. Podría haber sido un buen film pero termina en la misma bolsa como un thriller más del montón.

 

Titulo original: The Resident.

Género: Suspenso.

Dirección: Antti Jokinen.

Intérpretes: Hilary Swank, Jeffrey Dean Morgan, Lee Pace, Christopher Lee, Aunjanue Ellis, Sean Rosales y Deborah Martínez.

Origen: Reino Unido – Estados Unidos (2011).

Duración: 90 minutos.

Formato: 35 mm.

Clasificación: Apta para mayores de 16 años.

Estreno: 15 de septiembre de 2011.

Calificación: Regular.

Anuncios

Acerca de blogsoypochoclero

Noticias y todo lo referido al mundo del cine. Bien al estilo pochoclero.
Esta entrada fue publicada en Críticas y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s